Inicio

Inicio     Galería     Sobre mí     Enlaces

sábado, 13 de diciembre de 2008

claustrum

                                                Monasterio de Santa Maria de Montederramo.

Monasterio benedictino del siglo XII que más tarde pasó a ser cisterciense. La mayor parte de su estructura, incluido el claustro renacentista, fué edificada en el siglo XVI. Tiene elementos platerescos, barrocos y la fachada de la iglesia es de estilo herreriano.

21 comentarios :

Juan T.A. dijo...

Ambiente frío, de viejas piedras que guardan su historia.
Bien captada esa escena del claustro.
Saludos

Juan Carlos dijo...

Historia en medio de un ambiente helador, con tonos azulados, como le gustan a alguien que conozco, y que refuerzan la escena.

Ripley dijo...

ya cuando vi la foto de arriba a abajo antes de encontrarme con la nieve me paso lo mismo que a Juan, ese tono azulado le da un aire realmente frio. me gusta fotografiar este tipo de construccion. llamativos los cristales. menudo frio allá por el siglo XVI ¿eh?

Eulogio dijo...

Está a punto de llegar el fantasma.

Merce dijo...

Pues si, la piedra ademas tiene ese color verdoso, de humedad, Montederramo es un lugar frio. Desde luego que la vida monacal tendría que ser pelin lugubre, aburrida y fria, pero bueno... supongo que la calma y la tranquilidad en algo les compensaría. Las siguientes fotos que voy a poner pertenecen a la parte de atrás del monasterio, se accede "a través del portón", foto que colgué el dia 9 de diciembre. Vivian en lugares privilegiados.

Ripley a mi gusto, esos cristales no deberian de tener esos marcos, no le pegan, a veces los restauradores meten un poco la pata, aunque supongo que será dificil poner algo que encaje con el entorno.

Me alegro mucho que os gustase :)
Biquiños.

Merce dijo...

Bueno Eulogio, igual asoma por detras de los cristales je je. Quien sabe??? :)

Eulogio dijo...

Por aquí los hay en peor estado.

Merce dijo...

Tengo fotos de ese monasterio, estuve alli el año pasado en verano. Ciertamente es una pena verlo asi y eso que la capilla esta muy bien restaurada, verdad? es una penita el resto, si señor, Bon Xesus de Trandeiras un sitio precioso y en un estado lamentable

Ventana indiscreta dijo...

Por una de las ventanas entra más aire del debido.
Bello recogimiento el que se aprecia en la foto y hoy, probablemente, la nieve habrá llegado a las rodillas.
Bicos.

KIKELIN dijo...

Oh!, que chula! Los monasterios tienen vida propia fruto de las vidas y las historias que han pasado por ellos(no se si fantasmagóricas o no). La foto es preciosa, y nunca había visto un lugar así con nieve, fundamentalmente porque el turismo lo hago en verano.

¿Te he dicho ya que me encanta?

Merce dijo...

Si Sofia, a veces las restauraciones se hacen y despues las reparaciones son eternas :)

Kike ya sabes, en invierno que ademas tienes muy cerquita la estacion de Manzaneda y hay unas casitas de turismo rural que estan de vicio.

Me alegro que os guste :)

Moisés Pellicer Carrasco dijo...

Preciosa foto Merce. Qué bien has captado la imagen de la frialdad del monasterio, y no porque se vea la nieve, sino por esa luz y ese encuadre. Es perfecta. No me gustaría ser monje...
Enhorabuena
saludos

Mariluz dijo...

Es una foto fantástica, como te dicen todos, refleja muy bien el frío de los muros de piedra, y con esa nieve en el patio, aún más.
Muy buena.
Un abrazo.

Araceli dijo...

Esta vez a los monjes les ha caido la bendición del cielo y tu curiosidad para bendición nuestra!

La_Dama dijo...

Me gusta el ambiente austero con la frialdad del invierno...

buena toma
Un saludo!

eldruida dijo...

Juer, qué frío me ha entrado...

Bruxo dijo...

Frío y soledad. Muy bien capturados. Por cierto, hay unos halos rojos en la parte derecha. ¿Fantasmas?

José María Díaz dijo...

Un color frio que acompaña a la obra, a su antiguedad y los secretos que debe guardar dentro. Parece muerto el ambiente, sin vida monastica.

Merce dijo...

La verdad es que si que hace frío allí, la piedra ya de por si sola produce esa sensación, cuanto mas si la humedad le da ese tono verdoso y el patio está lleno de nieve. Esta zona tiene fama de fría.

Los halos rojos en la parte derecha, provienen de la luz que sale a través de una puerta cuya parte superior esta abierta y con una cristalera. A través de ella se accede al interior del monasterio. La luz encendida dentro de aquella estancia se reflejaba en la pared contraria.

Gracias por vuestros comentarios, me alegro que os haya gustado :)

Jan Puerta dijo...

No siempre se acierta con los temas de la restauración. En cuanto a la imagen, los tonos la llenas de misterio. Ideal para un claustro como el que vemos.
Un abrazo

William Alexander López dijo...

Muy buena Merce, la luz de ambiente natural y el tono es muy bueno, buena captura , sobre todo por la iluminación que has registrado muy fielmente.

Abrazos