Inicio

Inicio     Galería     Sobre mí     Enlaces

martes, 10 de agosto de 2010

veinticinco olas



Carlos Nuñez - Mar Adentro



veinticinco olas dejó de contar
en el agua esmeralda
fria, salada,
digna,
dignamente
defendió la vida
y...
la muerte


Ramon Sampedro fué un marinero gallego que tuvo la desgracia de sufrir un accidente en este lugar que os muestro, lugar que desborda belleza en cada rincón que alcance la vista.


Reza al pié de la furna una rosa de los vientos, homenaje de sus vecinos y amigos:

"Defensor de la vida y la muerte dignas. Marinero en tierra, poeta, vecino y amigo".



__________________________________________________________________

Canon EOS 450D/18-55 * 1/160 sec * f 8 * 18 mm * ISO 100
Praia das Furnas * Porto do Son
A Coruña
_________________________________________________________________

47 comentarios :

Litoh :D dijo...

hermosa fotografía viejo!

Arena dijo...

Hermosa foto, y bello recuerdo para Ramón, y como broche final la música que pone los pelos como escarpias.
Esta entrada ha sido muy hermosa.

Un abrazo Merce

Mariluz dijo...

Bonita entrada, Merce, y muy bien dedicada, cargada de emoción. la foto es preciosa.
Un beso!!

Javier Taguas dijo...

Un homenaje a la liberdad y dignidad humanas.

Un beso, amiga.

Japy dijo...

Una entrada preciosa. La playa parece un lugar que merece la pena visitar. Saludos.

Catarina dijo...

Tienes toda la razón un lugar precioso y un buen recordatotio...magnifica la fotografía...un abrazo Merce.

fermin dijo...

Siempre me sorprendes. Homenaje a la dignidad human dicen por aquí arriba, lo comparto.

Logio dijo...

Cuando era chico nos tirábamos desde una roca al embalse, en una ocasión uno de los chicos no salía... afortunadamente todo quedó en un susto y un fuerte dolor de cuello.

Un instante te puede cambiar la vida.

Buen trabajo.

Chousa da Alcandra dijo...

Unha proba mais de que o fermoso tamén pode resultar perigoso. En todo caso Ramón Sampedro deixounos un legado de sabiduría, humanidade e fortaleza; así que o círculo péchase no corolario final de que da beleza chégase á sabiduría.
E da música que escolleches...que che vou contar (aínda que ultimamente a Carlos subíronselle algo os fumes, hai que recoñecerlle que é un mestre).

Bicos

Ñoco Le Bolo dijo...


No hace mucho, con una empanada de berberechos y otra de zamburiñas, y una botellas de albariño, pude disfrutar de una hermosa puesta de sol (sin rayo verde), en ese preciosos lugar. Antes, había estado en la furna donde el admirable Sampedro tuvo su fatal accidente que, al menos, sirvió para remover las conciencias y aportar otra forma de entender la vida... sin vida.
Me sumo a tu homenaje, y a la libre elección del momento...
La foto, hermosa, como el lugar.

alou·sil·es

CR LMA
________________________________

Josete dijo...

Que maravilla de lugar.
La historia me llegó muy adentro, tu entrada también.

Amio Cajander dijo...

Buena

Moisés P. dijo...

Ufff, menuda película y menuda historia Merce... gracias por traernos la foto del lugar...
Besos

Elvira dijo...

Precioso lugar, y menuda foto, Merce!! Lástima que tenga el recuerdo de un hecho tan triste.

Biquiños

oscar dijo...

UN lugar precisos,aunque una gran tragedia ocurrió en ese lugar.

Patricia Sgrignuoli dijo...

Bellísimo homenaje a ese marinero gallego... la foto bellísima!

Juanpla dijo...

Holaaaaa Merceeeee, ¿Tú no estabas de vacaciones?

Fue un placer y un privilegio conocerte, conoceros. Es uno de los momentos de los que guardo mejor recuerdo de este viaje nuestro a tus amadas tierras galegas, espero que se repita y que tengamos más tiempo para conocernos mejor, recuerdos a toda la familia.

Me ha encantado la fotografía y la fuerza del paisaje, viéndola he rememorado la frialdad de las aguas atlanticas que hace nada disfruté. Me sumo a la dedicatoria de los vecinos y amigos: dignidad en la muerte y en la vida.

Biquiiiiiños galegiña, muuuuchos biquiños.

Campurriana dijo...

Merce, tengo problemas para ver tus fotografías. ¿Sabes por qué puede ser?. Ahora me he quedado con las ganas de ver este sitio tan precioso...

Feliz día.

ercanito dijo...

Como para no darse un bañito, Merce. Es precioso el lugar. Parece una bañera de hidroterapia natural.

Precioso homenaje el que nos cuentas. A mí siempre me pareció bien que pudiera decidir sobre su vida.

En Andalucía tenemos una Ley que protege al máximo la dignidad de las vidas casi extintas, y aunque no pueda regular la eutanasia ayuda a que el trago sea más llevadero para el que más sufre, que no es otro que el protagonista de la historia.

Bonita entrada.

Juan Carlos dijo...

Preciosa imagen, el primer plano es fantástico, con las líneas que nos llevan de un lado a otro de la foto.

Un abrazo.

Raúl dijo...

Muy bonita imagen Merce.

Jota Ele dijo...

Hermoso lugar que, sin embargo, segó una vida.

Acerca de la dignidad o indignidad de la eutanasia y de la experiencia de Ramón Sampedro, prefiero no pronunciarme.

Pero habría mucho que hablar.

Bicos grandes, Merce.

Mª Angeles y Jose dijo...

Que lugar mas bonito!!!La foto un remanso de paz.

Preciosa.


Bonito homenaje!

Besos

Pablo Marín dijo...

Hola Merceeeeeeeeeeeeeeee ¡¡¡¡¡

Porto do Son tiene unas costas maravillosas, y tu fotografía lo plasma a la perfección.

Por cierto, la canción y la peli de Amenabar impresionantes ambas.

biquiños amiga, y como dice el amigo Juanpla, fue todo un placer conoceros. Ahora queda la deuda de volver con mas tiempo para podernos quemar con tranquilidad en las burgas jajaja

ruimnm dijo...

Maravilhosa paisagem Galega!
Gosto muito do primeiro plano e suas texturas.

Saludos.

Bolboreteira dijo...

Fermosisisma foto! Adoro o mar.
Xusto vin o outro día nunha reportaxe no que amosaban sintio dende onde saltou Ramón e a rosa dos mares que o lembra.Pareceume un lugar con moito encanto.
Biquiños

Begoña dijo...

Un precioso lugar y un precioso homenaje al defensor de la vida y muerte dignas.
Una sentida entrada

Besos

Metztli dijo...

Merce, que entrada....has conseguido ponerme la piel toda irizada, con la musica, esta foto y tus palabras llenas de sentimiento. Que maravilla.....

Besos

Campurriana dijo...

Ya puedo ver la fotografía, Merce. ¡Y me encanta!. Tenía bloqueadas las imágenes 3.bp.blogspot que no sé qué tipo de imágenes son pero ésta que cuelgas es una de ellas...

Respecto a Sampedro prefiero no pronunciarme tampoco...el cine no deja de ser cine y la realidad a veces se ve demasiado dulcificada en pantalla...Pues eso, que ya me he pronunciado...algo...

don fernando dijo...

Imagen pura con un enternecedor texto que nos eleva el espíritu a una sublime estado de paz. Un abrazo.

Jorreto dijo...

Bien por el recuerdo a Ramon Sampedro de tu entrada, Merce. Sin duda merecido por ese remover las tripas que nos hizo a todos, bien por su victoria.

Bien por tu fotografia de esa Costa da Morte en la que hace años pasaba mis vacaciones año tras año...

Un abrazo,

Logan y Lory dijo...

Es un lugar bellísimo y la foto espectacular.

Un abrazo.

Anderea dijo...

La tristeza me ha llegado, Merce. Cuánto dolor en tanta belleza.

Siento no poder escuchar la música bien. Volveré, Merce.

Un abrazo grande, prenda. Gracias por no omitir la tristeza, el dolor, el conflicto y, sobre todo, por compartir el recuerdo, el homenaje.

Mar adentro... tantas historias silenciadas.

Ripley dijo...

juro que he tenido que venir tres veces para ser capaz de escribir algo, pero estar en el mismo lugar en el que a San Pedro le ocurrio aquello me pone un nudo en la garganta y me deja sin articular palabra. es todo precioso y especial en esta entrada como para que se guarde en un baul y alguien la encuentre tal cual llena de polvos muchos años despues. muchso besos

BRABIDO dijo...

A natureza e o que ten,enamorate pero tamen te pode quitar a vida,hoxe entereime que dous traballadores forestales quedaron sin vida intentando apagar un lume(fornelos de montes,pontevedra) o lume danos calor,pa cociñar.... Cando me entero destas traxedias ben a miña mente a morte que tiveron que levar,non o quero nin pensar.

Dende logo esta paixase e preciosa,bicos

virgi dijo...

Hermoso sitio para empezar el recorrido final. Y hermoso su ejemplo, un hombre lleno de vida, con las ideas claras y un gran corazón.
Un abrazo, querida Merce

Ledeska dijo...

Que hermoso esta esto... me he quedado encantada con las fotos.. espero regresar un abrazo...


Ledeska

zeltia dijo...

Parece mentira que nun lugar tan fermoso poida espreitar a traxedia... pero de elas saben moito a xente do mar, aparte do fatal accidente de Ramón Sampedro.

Moi emotiva a entrada, preciosa fotografía e axeitada a música con que a acompañas.

La sonrisa de Hiperión dijo...

Que preciosidad de cala entre las rocas... pero esas cosas existen?


Saludos y un abrazo.

Araceli dijo...

Lástima que un espacio de tanta belleza fuera el escenario de ese accidente. Impresina doblemente, así como tus últimos paisajes... impresionantes!

Antonio Verdú Asís dijo...

Cuanta belleza y cuanta tristeza Merce, me ha emocionado.
Un fuerte abrazo amiga.

J Salgueiro dijo...

Las 7 olas? eso tambien se hace en la lanzada en Ogrove y dicen que da suerte.xdxd
Un saludo desde Pontevedra

calata dijo...

un lugar sin duda bonito y atrayente, pero el mar siempre con precaución y respeto.

saludos

Costea Andrea Mihai dijo...

wonderful landscape!! excellent composition!

Luuuuuua dijo...

superbe fotografii,bravo

Dylan dijo...

"Mar adentro, mar adentro
e nesse fundo onde não há mais peso,
onde se realizam os sonhos,
se juntam as vontades
para cumprir um desejo.

Um beijo acende a vida
com um relâmpago e um trovão,
e em uma metamorfose
meu corpo já não é mais meu corpo
é como penetrar o centro do universo

O abraço mais pueril
e o mais puro dos beijos,
até vermo-nos reduzidos
a um único desejo:

Seu olhar e meu olhar
como um eco se repetindo, sem palavras:
mais adentro, mais adentro,
até mais além de todo o resto
pelo sangue e pelos ossos

Mas me desperto sempre
e sempre quero estar morto
para seguir com minha boca
enredada em teus cabelos"

Rámon Sampedro

Merce dijo...

De nuevo gracias a todos por vuestros comentarios :)

Este lugar lo conozco desde hace años y no podria pasar un solo año sin pisarlo, me da lo mismo, verano que invierno. Antes no venia casi nadie a esta playa, casi estaba desierta, alguna gente del pueblo y poco mas. El oleaje es muy fuerte y es una playa peligrosa la mayor parte de las veces. Sin embargo compensa sumergirse en la belleza de la Furna cuando está la marea alta y cuando está baja caminar entre unas aguas verdaderamente cristalinas y, frias. Y si el dia no es propicio para el baño se puede caminar durante mas de una larga hora hasta una pequeña laguna cerrada por una barrera dunar, incluida en la Red Natura 2000, donde aparte de otras aves, anidan garzas y ánades principalmente.

Es un verdadero paraiso, que espero que se conserve intacto sin ser desvastado por la mano del hombre. Y eso que ya ha sufrido bastante hace algunos años con un terrible incendio.

Gracias a la aportacion de Dylan con ese precioso poema de Ramon Sampedro, un broche de oro.

Bicos.